MEMORIAS INOLVIDABLES DE UNA VISITA PASTORAL

VISITA PASTORAL A LA PARROQUIA DE
SAN JOSÉ DE BAHÍA HONDA

Parroquia de San José de Bahía Honda.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Entre los días comprendidos del 31 de julio al 2 de agosto del 2003, fue realizada la Visita Pastoral a dicha parroquia, cuyo patrono es San José Bendito.

El jueves 31 en la noche el Sr. Obispo presidió una celebración de la Palabra donde se le daba la bienvenida por parte de la comunidad católica de Bahía Honda, cuyo pastor actual es el P. Marcos Mecheaud celoso misionero canadiense. En esta celebración se proclamó la Carta de Pablo a los romanos, donde se explica la visita de Pablo a la comunidad de Roma.
El Obispo explicó el objetivo de la visita y además hizo un recuento de su vida cristiana desde la niñez, destacando cómo descubrió su vocación y su trabajo de más de cuarenta años como sacerdote y más de veinte como Obispo.
Terminada la celebración Monseñor se reunió con el grupo de catecumenado, explicándoles qué es la fe cristiana y qué significa para un joven o un adulto seguir a Jesús, lo importante que es conocer a Jesús y a su Iglesia.
El viernes en la mañana después de desayunar con las Hermanas Carmelitas que residen en este pueblo, realizó la visita a un grupo de enfermos transmitiendo un mensaje de consuelo y esperanza; además también visitó a familiares de presos que la recibieron con gran alegría.
Este día el Señor Obispo almorzó en la casa de una familia de la comunidad, en un ambiente muy fraterno y muy cercano.
En la tarde visitó la comunidad de San Diego de Núñez, lugar donde nació el escritor Cirilo Villaverde. En esta comunidad el Obispo fue recibido entre cantos; un grupo de adolescentes realizó una escenificación que transmitía el mensaje de la luz a las tinieblas.
El Obispo estableció un diálogo con los miembros de esta comunidad haciendo énfasis en lo importante de ser luz y sal de la sociedad, dando un auténtico testimonio en la familia, en la escuela y en el barrio. El cristiano tiene muchas veces que nadar contracorriente.
El encuentro terminó con un rico refresco de limón y con la visita de Monseñor a algunos enfermos y a algunas personas que en los tiempos de mayor represión religiosa mantuvieron la iglesia abierta. Como nota curiosa podemos decir que el Obispo visitó una venta de pajaritos llamados negritos y compró uno que no le quisieron cobrar. Quiere tenerlo en el Obispado.
En la noche el Señor Obispo se reunió con el Consejo Parroquial destacando lo importante de trabajar en equipos y como colaboradores del sacerdote.
El sábado en la mañana, después de los rezos de laudes, el Obispo se reunió en la parroquia con los catequistas, los animadores, Ministros de la Palabra, Caritas y otros. Les transmitió lo importante de su labor y que no se desanimaran y perseveraran en esta linda labor con la cual forman y ayudan a tantas personas. Es misión de la Iglesia y de los cristianos realizar este trabajo.
Terminado este encuentro Monseñor revisó los libros del archivo parroquial encontrando en muy buen estado los libros de bautismos y matrimonios.
Posteriormente se realizó la visita al cementerio del pueblo, donde se rezó por todas las personas que descansan en ese campo santo, especialmente por el padre Hugo, quien fuera el párroco anterior y falleciera hace aproximadamente dos años en un triste accidente, arrollado por una moto, cuyo funeral y entierro fue una gran manifestación de duelo.
En horas de la tarde visitó la comunidad de Las Pozas donde el Obispo se reunió con un buen grupo de niños, conversó y compartió con ellos. En algunos de estos pueblos se constata con pena que muchos mayores han dejado de visitar la iglesia, por la vida desordenada en que se encuentran como producto del sistema que lleva a un modo de vivir pagano.
En la noche del sábado se celebró la misa en la comunidad de El Morrillo, donde 13 recibieron el sacramento de la Confirmación . Cayó por la tardecita una torrencial lluvia y fue una hazaña del P. Marcos poder salir del lugar. Pobrecitos, cómo viven, en qué condiciones.
La Visita Pastoral concluyó el domingo con la misa solemne presidida por el Señor Obispo en la Parroquia de San José de Bahía Honda, donde recibieron el sacramento de la Confirmación 19 miembros.
En esta Misa solemne el Obispo recibió la llave del pueblo de Bahía Honda, que lo hace Hijo Ilustre de esta tierra.

 

+ José Siro González Bacallao,
Obispo de Pinar del Río.
P. Juan Carlos Carballo,
Secretario de la visita.

 

 

Visita Pastoral de Mons. José Siro González Bacallao,
en el Centenario de su Diócesis de Pinar del Río